Sociedad

Una Cincomarzada reivindicativa

"Defendamos lo público" ha sido el lema de la fiesta zaragozana que conmemora la resistencia de los habitantes de esta ciudad en 1838 frente al ataque de las tropas carlistas

Miembros de #stopdesahucios, defensores de la sanidad y la educación públicas y muchas familias con niños y niñas, compartieron comida y risas al aire libre.

Actuación de China Chana

Estoicamente resistieron los zaragozanos un cinco de marzo de 1838 cuando recibían el fuerte ataque de las tropas carlistas. Este año es otra la batalla que estos mismos tratan de resistir con fortaleza: la de lo público.

Cada cinco de marzo se celebra esta victoria de la ciudadanía sobre las tropas invasoras con una jornada popular en uno de los parques de la ciudad. Familias y grupos de amigos acuden a pasar el día bien aprovisionados de comida, bebida, música y juegos. Pero este año el acto vino, además, acompañado de grandes brotes reivindicativos. “Defendamos lo Público” es el lema del 2013.

Una marcha recorrió la ciudad ante las amenazas de lluvia, recogiendo en cada barrio los reclamos de sus residentes. Reclamos pregonados en el manifiesto ante los ciudadanos al llegar a la arboleda junto al Ebro, que en esta ocasión acogía la convocatoria. Hasta dos mensajes por barrio que giraban casi todos en torno a la educación y sanidad públicas, carriles bicis, los desahucios e incluso se llegó a exigir “que recorten de los sobres”.

Los mayores disfrutaban de los pasacalles y los grupos de música locales que han visitado el parque; y lo más pequeños reían y gozaban con las ferias, magos y cuentacuentos. Además decenas de asociaciones montaron sus chiringuitos para informar a los asistentes. Todo rodeado de un mercado napoleónico, que este año coincidía con la Cincomarzada.

La meta, defender lo público: Educación, Sanidad y Servicios Sociales.

Catedral-Basílica de El Pilar en Zaragoza

Pregón de las peticiones de los barrios

Big Band Dubádu Band de Casco

La cuentacuentos Cristina Verbena.

Stop Desahucios Zaragoza

Mercado napoleónico

 

Control policial de estupefacientes establecido en las cercanías de la celebración

 

 

 

Si no lo mueves, no lo sabrá nadie