ocultar/mostrar banner

En conflicto

Los privilegios de ser colono judío

475.000 judíos viven como colonos en los asentamientos ilegales levantados por Israel en Jerusalén Este y Cisjordania

El domingo termina la moratoria para la construcción de nuevas colonias, un punto fundamental para las posibles negociaciones de Paz

Pero los asentamientos son un negocio al que nadie está dispuesto a renunciar

Vista de la colonia de Maale Adumim, el mayor asentamiento de Cisjordania (Doron B. Hesse)

475.000 judíos viven como colonos en los asentamientos ilegales levantados por Israel en Jerusalén Este y Cisjordania. El 26 de septiembre finaliza la moratoria parcial de 10 meses sobre la construcción de nuevas colonias, así que las grúas y excavadoras comenzarán a trabajar de inmediato y la cifra se incrementará en breve. Hoy están en el punto de mira como pieza clave de la partida que juegan Israel y Palestina en las negociaciones de paz. El Gobierno de Benjamin Netanyahu rechaza ceder un suelo que es “propiedad de Israel por ser la tierra prometida”, y la administración de Mahmud Abbas se niega a seguir soportando los 140 poblados que agujerean su futuro país. Sin embargo, independientemente de que sean una forma de dividir territorialmente a los palestinos, de interrumpir sus infraestructuras y de negarles una frontera segura, las colonias son un negocio al que nadie está dispuesto a renunciar, ni vecinos, ni empresarios ni políticos. Una mina de oro no puede cerrarse.

Un grupo de colonos trabaja en la preparación de la fiesta del sukkot en Ariel (M.C.R.)

Según el Ministerio del Interior israelí (en manos del partido ultraortodoxo Shas), los colonos reciben un 22% más de ayudas que el resto de ciudadanos con carencias socioeconómicas. En el último año se les asignaron 265 millones de shekels (53,8 millones de euros), el 10% de los fondos totales para desarrollo, cuando no son ni el 6,7% de la población. Todos los asentamientos tienen ayudas, incluso los más acomodados, como los de Ariel (allí vive el ministro de Exteriores Avigdor Lieberman, del nacionalista Israel Beiteinu) o Ma´ale Adumim, donde la renta per cápita es un 5 y un 7% superior, respectivamente, a la media nacional, de 98.699 shekels (20.053 euros, 3.900 menor a la española). Cada colono recibió 115 NIS (23,5 euros), cuando lo normal son 94 (19 euros). Los dos consejos regionales más beneficiados de Israel han sido los de otras tantas colonias: Hebrón, con 288 NIS por cabeza (58,5 euros), y el Valle del Jordán (275 NIS, 55,8 euros); el primero se halla junto a la mayor ciudad de Cisjordania y el segundo domina la mitad fértil del río, la mejor avanzadilla para controlar la frontera con Jordania. Estas medias son 17 veces superiores a las ayudas para trabajadores extranjeros, según la investigación de Yoram Ida, profesora de Política Pública de la Universidad de Tel Aviv.

Edificio en construcción en el asentamiento de Har Homa, en el sureste de Jerusalén, en noviembre pasado (D.B.H)

Como explica el historiador norteamericano Arno Mayer en El arado y la espada (Península), mientras los ayuntamientos reciben el 34% de sus ingresos del Estado, las colonias llegan al 57%, y los alcaldes de cualquier partido están “deseosos de gestionar tan sabroso pedazo del pastel”. Lo mismo sucede a las empresas, a las que el Ejecutivo de Tel Aviv -informa su Ministerio de Industria- da cada año 180 millones de euros en ayudas para su instalación y mantenimiento, garantizando a los colonos un empleo, sobre todo en aceiteras, canteras, conservas e invernaderos. Hay tanto trabajo que los empresarios se ven obligados a emplear a sus vecinos palestinos, de los que cerca de 1.500 reciben un salario de origen colono.

Desde que en 1967 el Partido Laborista (centro izquierda) impulsó los asentamientos la política de colonias le ha costado a Israel 7.500 millones de euros, “lo que ha consumido el presupuesto para educación, bienestar social e investigación no armamentística” y ha ayudado “a aumentar la pobreza, con casi un millón de personas por debajo del umbral mínimo, entre ellas, el 30% de la población infantil”, denuncia Maayan Geva, de B´Tselem, el Centro israelí de información sobre derechos humanos en los Territorios Ocupados. Esta asociación ha encuestado a los colonos y las tres cuartas partes confiesan que no se fueron allí por motivos religiosos. Querían una casa subvencionada y unos servicios públicos preferentes. Con la crisis azotando, no es extraño que desde 2007 se haya registrado un crecimiento anual de su población de entre el 5 y el 10%, dos veces más rápido que en el conjunto nacional.

Isaac y Esther Lorenzana, residentes en la colonia de Ariel, en el centro de Israel (M.C.R)

El matrimonio Lorenzana da la razón a la encuesta. De origen argentino, lleva dos años en Ariel (18.000 habitantes). No son ultraortodoxos pero creen que Cisjordania -o Judea y Samaria, como ellos la llaman- “es la tierra bíblica de leche y miel”. No tienen hijos, pero creen que la colonia será el mejor sitio para criarlos cuando lleguen. “Las fronteras son seguras, hay buenos colegios y médicos y se respira el verdadero alma israelí, sin la contaminación de otras costumbres”, dice Isaac. Su esposa Esther añade como despedida: “Tenemos que seguir creciendo y hacernos con toda la tierra posible. Todo lo que cojamos seguirá siendo nuestro tras las negociaciones”. Casi calca los discursos pasados de Ariel Sharon.
360.000 colonos (75%) son además ultraortodoxos, por lo que suman a las ayudas generales otras ventajas estatales. Seis de cada 10 no trabajan y se dedican a estudiar la Torá, por lo que se las pasa una pensión nunca inferior a 500 euros al mes, acumulables a las ayudas por hijos (la familia media tiene de cinco a siete miembros) y a las becas especiales para estudiar en escuelas talmúdicas. Están eximidos de hacer el servicio militar; de 1975 a 2007 las prórrogas por razones religiosas pasaron de un 2,5 a un 11%, 50.000 personas, cuatro divisiones, y eso que ellos defienden la necesidad de proteger y velar por los asentamientos con el Ejército. A su autoridad espiritual, que ha hecho ceder a los sucesivos gobiernos de Israel, hoy suman su peso político, con el Shas como tercer socio del gabinete Netanyahu (11 escaños), al frente de ministerios como Interior y Vivienda. De este último dependen las colonias, así que nadie espere un paso atrás. La congelación no ha sido más que una anécdota.

Mapa de los asentamientos

Más info sobre

, , ,

Si no lo mueves, no lo sabrá nadie

7 comentarios

  1. juana zaragoza

    pero si pagan más por estudiar la tora que aquellos 420 euros de zapatero! Dónde hay que apuntarse para cuando hagan más casitas? Como está la cosa, no me extraña que la gente apoye las colonias y quiera vivir allá, aunque sea metidos en una jaula. Total, de ellos cuida el ejército. Los que reciben tiros son los pobres palestinos…

  2. Es imposible meterles mano en nada. Justo ahora estamos peleando porque hay una cantera de piedra blanca en un asentamiento que ha llegado al punto crítico de explotación y hay que cerrarla. Los empleados (colonos) están en huelga a diario y, lo que es peor, amenazan tanto a los empresarios de la planta como a los ecologistas que nos acercamos a ver el yacimiento. No respetan la naturaleza ni los límites esenciales. Nunca se quedarán en paro, convencido estoy de que Israel les buscará otro empleo, pero entienden que la tierra es suya y hacen con ella lo que desean. Espero que el señor Netanyahu intervenga y pare este desastre natural.

    • Lalo Tacuave

      Desde cuando vale mas la ecologia que la vida de un ser humano… muchos de esos colonos son extranjeros.

      Muchos de esos colonos viven donde antes vivian palestinos.

      Ese es el drama

  3. Ana

    Va a ser imposible que la ANP arranque a Israel el compromiso de desmantelar los asentamientos. ¡Aún me pregunto por qué Sharon ordenó salir de Gaza! No van a dar el brazo a torcer, y debemos estar preparados para ordenar el día después de los acuerdos (si llegan) la vida de los pueblos de ambos lados. Puede correr sangre a diario. A ver si, como primer paso, Netanyahu le hace caso al discurso de hoy de Obama

    • Lalo Tacuave

      Ana …salieron de Gaza …pensando que los palestinos de Cisjordania se irian a Gaza.

      Y tampoco cedieron mucho …ya que los isralies manejan uniliteralmente las fronteras… terrestre y maritima y el espacio aereo.

      Deci que a gracias a la caida del dictador de Egipcio( cosa que ellos no querian).

      Ahora la frontera egipicia palestina esta libre.

  4. la tierra prometida por un ser imaginario

    Deberíamos preguntarnos cómo es posible que en pleno siglo XXI sigan existiendo colonos. De hecho, sólo existen en el mundo colonos israelíes, no los hay alemanes ni rusos ni canadienses ni tunecinos, sólo a los israelíes se les permite apropiarse de una tierra que no les pertenece y continuar expandiendo los límites del estado. ¿Hay alguien en Israel que conozca, a día de hoy, dónde termina su país? En el fondo, para qué preocuparse en averiguarlo, mañana la frontera habrá cambiado, eso sí, siempre ganando terreno, nunca hacia atrás, caiga quien caiga.

  5. [...] Foto. Un soldado israelí detiene a un niño palestino durante una manifestación contra los asentamientos judíos en Beit Omar, cerca de Hebron, Cisjordania. Noviembre, [...]

.
Twitter de Periodismo Humano

Lo último

Enfoques

Leila Nachawati

Algo se mueve en Arabia Saudí Leila Nachawati

Las movilizaciones que sacuden la región de Oriente Medio y Norte de África desde finales de 2010 parecen haberse asentado también en Arabia Saudí. [...]
Carlos Sardiña

Escuela de ciudadanía en Birmania Carlos Sardiña

Rangún (Birmania). “Bayda” es el nombre birmano del jacinto de agua, una flor que se puede hallar flotando en los ríos de todo el país. Se dice [...]

Sociedad civil

image

Guinea Ecuatorial: Libertad para un humorista gráfico encarcelado sin cargos durante dos meses Aminstía Internacional

Ramón Esono Ebalé © Ramón Esono Ebale Las autoridades de Guinea Ecuatorial deben poner en libertad inmediata e incondicional a un humorista gráfico [...]

De referencia

DISCURSO DESPUÉS DE RECIBIR EL PREMIO GERNIKA POR LA PAZ Y LA RECONCILIACIÓN Gervasio Sánchez / Heraldo de Aragón

DISCURSO REALIZADO EL 26 DE ABRIL DE 2017, COINCIDIENDO CON EL 80 ANIVERSARIO DEL BOMBARDEO DE GUERNICA, DESPUÉS DE RECIBIR EL PREMIO GERNIKA POR LA [...]

Esto pinta bien Costanza Vieira / Colombia

X Conferencia Nacional Guerrillera Tercer día Noche Intervinieron 51 delegados a la Conferencia. Todos fueron elegidos democráticamente en asambleas [...]
-->