En conflicto

40 años gritando en el desierto

El Frente Polisario, representante político del pueblo saharaui, celebra hoy 20 de mayo el 40º aniversario de su primera acción de combate.

La conmemoración ha tenido lugar en Tifariti, dentro de los denominadados por los saharauis "territorios liberados".

Desfile en Tifariti (A. S.)

Es imposible entender qué significa para un saharaui abandonar los campamento de refugiados en Tindouf, en Argelia, y aadentrarse en el desierto en dirección a Tifariti. Después de 16 años de guerra con Marruecos y 22 desde que se acordó un alto el fuego para celebrar un referéndum de independencia, el Frente Polisario ha elegido la ciudad de Tifariti, símbolo del territorio que consiguió mantener en su poder durante la guerra, para celebrar el inicio de sus acciones armadas en 1973.

La conmemoración reunió a los delegados saharauis de varios países, activistas del Sahara occidental y habitantes de los campamentos de Tindouf y otros pueblos de la zona dominada por los saharauis.

Fuente: Naciones Unidas 

Tras un discreto desfile militar, sin más armamento que unos viejos fusiles, intervino el presidente de la Republica Árabe Saharaui Democrática, Mohammed Abdelaziz, quien repasó los 40 años de lucha de los saharauis por su independencia. El líder del Polisario reiteró su confianza en el proceso de paz, al tiempo

Mohammed (A. S.)

que recordó “el derecho legal de volver a las armas”, si la comunidad internacional no fuerza la celebración de un referéndum de independencia. Pero por una vez, lo importante no era el qué sino el dónde.

Al llegar a Tifariti, 300 km. al sudeste de Tindouf, comienza a aparecer un tímida vegetación, el aire es más fresco. Algunos de los que están aquí nunca han estado tan cerca de las ciudades costeras de la antigua colonia española donde vivían la mayoría de los saharauis antes de 1975.

“A los viejos nos entra la nostalgia y a los jóvenes la rabia”, resume un miembro del Polisario. Lemira Ahmed, habitante de Tifariti, se siente feliz de que la celebracion sea en esta localidad. “Es la muestra de como hemos resistido, de por qué murieron nuestros padres y hermanos y de

Lemira celebrando el aniversario (A.) 

por qué hemos mantenido esta resistencia 40 años”. Después de haber vivido durante 34 años en los campamentos de refugiados de Tindouf, esta mujer no piensa moverse de Tifariti. “Quiero que mis hijos conozcan su país, y además aquí siento que algun dia llegaremos a las zonas ocupadas”, explica.

“Lo mejor de esta celebración es entrar en nuestra tierra”, explica  Azmán, de 52 años, mientras cruza en

un jeep la frontera invisible entre Argelia y la zona del Sáhara Occidental controlada por los saharauis. Este ex combatiente no duda de que los jóvenes tendrán que volver a tomar las armas contra la presencia marroquí como hizo su generación en el 75. “Es la única manera de conseguir la independencia”.

Mohammed Salin (A.S)

Su copiloto, Mohammed, sólo deja de hacer bromas cuando habla de la guerra. Exte ex soldado es más opitimista que sus compañeros y confía en la resolución pacífica del conflicto, gracias al trabajo del hasta ahora Comisionado Cristopher Rossy, la mayor implicación hasta el momento de la Administración Obama. “Sería triste volver a la guerra, pero también es triste esta situación”.

Pero la postura de los actuales soldados que participaron en la celebración es casi unánime y se resume en las palabras del veterano Mohammed Salin, de 60 años. “Si Marruecos no quiere dejar el Sáhara, volveremos a las armas (…) Pero antes esperamos que el mundo haga algo para evitarlo”. Llevan 40 años gritándolo en el desierto.

Más info sobre

, ,

Si no lo mueves, no lo sabrá nadie