Economía

Salen del pozo los mineros encerrados 50 días

Ayer salieron los siete mineros que permanecían encerrados en dos pozos mineros asturianos desde hacía 50 días

Los familiares y vecinos que les esperaban a la salida les recibieron coreando "Estos son nuestros héroes"

Al menos seis compañeros les han relevado para seguir con esta arriesgada forma de protesta.

La tensión en la boca del pozo era especialmente visible además de entre los familiares, entre algunos de los asistentes mayores y se generalizó cuando por los altavoces instalados para la ocasión empezaron a sonar himnos del sector como Planta 14 de Victor Manuel. Los vecinos aguardaban en una sala a que llegara el momento del reencuentro y los compañeros formaban un pasillo de seguridad que no se utilizaría hasta casi dos horas después.

Imagen de previsualización de YouTube

Antes sería el turno de los representantes sindicales, que agradecieron en sus discursos el apoyo de los ciudadanos que les asistieron durante la Marcha Minera a Madrid, a los que allí les acompañaron y especialmente a los funcionarios.””Gracias funcionarios por educar, por curar, por mantenernos seguros, por cuidarnos (…) Debemos combatir las medidas y los mineros van a ser un ejemplo de combatir. Tenéis que tomar a los mineros como ejemplo porque la sociedad está adormecida y esperamos que este movimiento no quede aquí. La fuerza sindical no se va de vacaciones con los problemas que tenemos. La lucha debe continuar hasta que nos garanticen un futuro para estas comarcas mineras”, propuso Gerardo Cienfuegos, delegado sindical de UGT-SOMA en el pozo Santiago ante los asistentes.

Candín

Según ha informado su organización sindical, ha sido el sindicato quien ha mediado para que los mineros encerrados en éste y en el Pozo Candín finalizaran la protesta por temor a que sufrieran consecuencias irreversibles para su salud. De hecho, tres mineros tuvieron que abandonar la protesta a principios de junio por problemas de esta índole.

José Ángel Fernández Villa,  secretario general de la organización desde 1979, anunció que el siguiente paso será impedir que salga carbón extranjero de los puertos con dirección a las centrales térmicas. También anunció que los recortes generales anunciados por el Partido Popular serán respondidos con una huelga general. Los mineros llevan más de un mes en huelga -y por tanto, sin cobrar- en protesta por los recortes anunciados por el gobierno de España de un 63% de las ayudas al sector, incumpliendo el acuerdo alcanzado para el 2012 con el anterior gobierno y el plan de la UE para la minería que fechaba el cierre del sector para el 2018. Villa también criticó que “la empresa no nos ha permitido comunicación física con los mineros. Una actitud sin precedentes”.

Y en ese momento la llamada jaula, el enorme ascensor que transporta a los mineros, comenzó a descender mientras los asistentes con el puño en alto cantaban, muchos con lágrimas en los ojos, el Santa Bárbara Bendita. La canción que también sonaba por los altavoces duró menos que los tres mineros en subir los 600 metros de profundidad bajo los que habían convivido durante 50 días y 50 noches.

Imagen de previsualización de YouTube

Héctor Berrouet (Teto), Cecilio Antuña y Jorge Díaz con gafas oscuras y las lámparas encendidas aparecieron ante los ojos de la multitud, tambaleándose casi imperceptiblemente y muy serios en un primer momento. Hasta que empezaron a abrazarse y besarse con sus familiares y compañeros.

Candín


Además de agradecer a “los comercios y los hosteleros” el apoyo recibido, el más joven, Teto, recobró la energía para recordar a “los compañeros que fueron a cortar las carreteras todos los putos días, con dos cojones. Esos también”. “Estos son nuestros héroes”, fue uno de los lemas con los que fueron recibidos.

Pozo Candín

Apenas una hora después, salían los otros tres mineros que permanecían encerrados desde hacía el mismo tiempo en otro de los pozos más importantes, el de Candín, en Langreo. Varios cientos de personas los recibieron con varios minutos de aplausos tras los cuales corearon “Aquí están, estos son los que pican el carbón”.

Seis mineros les han relevado encerrándose en dos pozos mineros a los que, según ha informado SOMA-UGT, se les unirán otros cuatro trabajadores. Poco antes, una mujer intentaba recuperar la compostura tras la salida de los mineros en el Pozo de Santiago. Con un hilo de voz más dirigido a restablecer la comunicación con su acompañante que a expresar un pensamiento concreto, sólo balbuceó “Ahora angustias para otra familia. Otra vez”.

Si no lo mueves, no lo sabrá nadie